OPRAS ES INDUSTRIA PESQUERA SUSTENTABLE Y SOSTENIBLE

«Un desafío para montar una organización internacional que creció y se instaló en el mundo a los pocos meses de su fundación»

La estrategia de armado y gestión de la comunicación fue la clave de éxito de un desafío que superó las expectativas del sector pesquero internacional.

OPRAS, una Asociación Civil sin Fines de Lucro, constituida de acuerdo con la legislación Argentina, por iniciativa de un grupo de personas directamente relacionadas con la actividad e industria pesquera, dónde la estrategia, las relaciones institucionales y su expansión estuvieron a cargo de su presidente Alan Mackern, su secretario ejecutivo Eduardo Pucci y el director de comunicación y RRII Gustavo Rachid Rucker, factótum del armado y éxito de la Organización.

Se concentraron las acciones dada la magnitud del problema que se plantea en la plataforma, más allá de la ZEE,  y en las aguas adyacentes al estado costero, ha alcanzado tal nivel de gravedad – de conocimiento público – que obliga a los actores privados a participar activamente en la búsqueda de soluciones adecuadas y compatibles con el derecho internacional para la resolución del problema. 

Un problema de consecuencias biológicas, económicas y sociales que por sus características excede la actual capacidad de los organismos públicos para adoptar medidas consistentes con sus facultades y limitaciones geopolíticas.

Objetivos de OPRAS

La magnitud del problema que se plantea en la plataforma, más allá de la ZEE,  y en las aguas adyacentes al estado costero, ha alcanzado tal nivel de gravedad – de conocimiento público – que obliga a los actores privados a participar activamente en la búsqueda de soluciones adecuadas y compatibles con el derecho internacional para la resolución del problema. Un problema de consecuencias biológicas, económicas y sociales que por sus características excede la actual capacidad de los organismos públicos para adoptar medidas consistentes con sus facultades y limitaciones geopolíticas.

01. Pesca Sustentable / Desarrollo Sostenible.  

Obtener un reconocimiento internacional expreso de la particular situación de la zona adyacente a la ZEE argentina y de la irracional e irresponsable explotación de calamar y otros recursos en la misma por parte de flotas extranjeras, con indudables y graves efectos sobre las especies asociadas e interdependientes que conforman el bio-sistema de la zona.

02. Promover, junto a las entidades que adhieran al objetivo fundacional, el establecimiento de un Área de Pesca Regulada ( APR ) o Área de Regulación Pesquera, en aguas internacionales, aguas adyacentes a la ZEE, con acceso a la explotación pesquera ordenada según criterios técnicos y científicos y conforme a eficaces normas de conservación, compatibles como el uso racional y sostenible de los recursos y vinculante para quienes operan en él área cualquiera sea la bandera de los buques presentes en ella.

03. Obtener la adhesión de Cámaras, ONGs y gobiernos de terceros países, con empresas radicadas en el país ribereño o con buques que pescan en alta mar y/o con criterios y preocupaciones similares respecto a la necesaria regulación de áreas marinas en riesgo de depredación, a los principios y objetivos de esta organización, priorizando su presencia e intervención activa en el desarrollo de las actividades institucionales y en la búsqueda de las mejores herramientas de administración pesquera en alta mar.

04. Procurar la creación de una Comisión Técnica de Administración del Área Regulada, con una integración mixta, donde el sector público y las organizaciones promotoras actúen en conjunto para diseñar el sistema regulatorio aplicable, determinar las formas de acceso a la explotación, evaluar las medidas de control requeridas para asegurar el cumplimiento de los operadores y evitar la pesca no reglamentada y no declarada.

05. Formalizar presentaciones y gestiones a nivel nacional e internacional para denunciar la peligrosa situación biológica que soporta el área y sus recursos y reclamar la adopción de medidas de ordenamiento y regulación de eficaz cumplimento por parte de los buques que enarbolan pabellón extranjero en la zona.

06. Lograr la adhesión a una declaración de Área de Pesca Regulada, con recursos gestionados, por parte de los países del área y de los países de los buques que operan habitualmente en la zona contemplada en la determinación del área. Así como la participación de OPRAS y su oportuna integración en la Comisión Administradora o Comité Ejecutivo correspondiente.

07. Asistir a Las autoridades en la formulación de estrategias para el mejor equilibrio biológico y ambiental de las áreas de Alta Mar actualmente no reguladas ni sometidas a ninguna jurisdicción reconocida, evitar la pesca ilegal y la alteración de los patrones que rigen la biodiversidad oceánica.

08. Integrar a la ONG – OPRAS en comisiones de regulación y/o elaboración de ordenamientos pesqueros relativos a la gobernanza de los sistemas de recursos marinos.

09. Participar de foros, reuniones, conferencias y debates técnicos- políticos, a nivel nacional e internacional referidos o que afecten o se hallen vinculados con la materia pesquera, la viabilidad productiva de los recursos, la legislación internacional y el derecho del mar.

10. Establecer una relación institucional formal y activa con las organizaciones internacionales o multilaterales, en relación con la ordenación de los recursos y la preservación del ambiente marino, con la explotación responsable y sostenible de los recursos pesqueros y con la mejor protección de la biodiversidad y de los sistemas biológicos de las aguas internacionales, evitando mayores perjuicios al estado ribereño.

11. Promover e impulsar un sistema de gobernanza y ordenamiento pesquero que regule la actividad en aguas internacionales del alta mar, dando un marco normativo adecuado e integral para el uso sostenible y responsable de los recursos del Atlántico Sudoccidental, más allá de la jurisdicción de los estados costeros del área.

La organización fue estratégica y clave para abrir un capítulo de excelencia que habitualmente era ignorado por algunos gobiernos, organizaciones y empresas que sabían que una institución de tal magnitud podría afectar sus intereses por su modelo de gestión del negocio de la industria pesquera.

Satisfacción de haber alcanzado y superado los objetivos por una gestión profesional de la comunicación y las RRII.

Gustavo Rachid Rucker 

- OTRAS PUBLICACIONES -

Scroll al inicio